Declaración de Ljubljana

Comité de la IS para Europa Central y Oriental, Ljubljana, Eslovenia, 12-13 de julio de 2002

El Comité de la Internacional Socialista para Europa Central y Oriental, SICEE, reunido los días 12 y 13 de julio de 2002 en Ljubljana,

1. Reitera su decidido compromiso y su voluntad, ratificados en el último Congreso de la IS, para hacer de la libertad, la democracia, la justicia y la solidaridad los principios de acuerdo a los cuales se enfrenten los retos de la globalización.

 

2. Saludando con satisfacción el progreso alcanzado en el proceso de paz y estabilización de los Balcanes, el Comité:

urge una mayor cooperación entre los países de la región por un lado, y los vecinos países candidatos y los Estados miembros de la UE por el otro, haciendo uso de todos los medios disponibles para acelerar el proceso de Estabilización y Asociación;

apoya el importante avance realizado por la República Federativa de Yugoslavia en su camino hacia la democracia y hace un llamamiento a la comunidad internacional a incrementar las inversiones y la ayuda económica, las cuales son esenciales para la implantación de una economía de mercado capaz de promover un desarrollo social con justicia y el crecimiento económico;

reitera la importancia de apoyar toda actividad que contribuya a fortalecer las instituciones democráticas en Serbia y Montenegro;

expresa su satisfacción ante las actuales conversaciones entre las autoridades de la República Federativa de Yugoslavia, Serbia y Montenegro, para renovar los fundamentos del Estado Unión de Serbia y Montenegro;

saluda con gran satisfacción el inicio del diálogo entre el gobierno de Serbia y las autoridades de Vojvodina y de otras regiones tendiente a lograr la descentralización y la regionalización de Serbia;

hace un llamamiento a todas las partes interesadas a dar cumplimiento sin demora a los acuerdos firmados en Macedonia, y solicita a todas las partes involucradas tomar las medidas necesarias para realizar elecciones parlamentarias libres y justas;

hace un llamamiento al Tribunal de La Haya a perseguir y castigar a todos los criminales de guerra y rendir justicia a todas las víctimas, y saluda el hecho de que se haya dado comienzo al juicio contra Milosevic;

expresa satisfacción ante el desarrollo de las elecciones en Kosovo y alienta a las partes involucradas y a la comunidad internacional a aplicar las medidas necesarias para asegurar el respeto a los derechos, a la dignidad y a la seguridad de cada comunidad en Kosovo;

apoya plenamente los avances actuales en Bosnia y Herzegovina respecto a la implementación de los Acuerdos de Dayton y el establecimiento de instituciones democráticas dentro de una cooperación entre las autoridades de Bosnia y Herzegovina y la comunidad internacional;

hace un llamamiento a la comunidad internacional a seguir comprometiendo su participación en la misión de mantenimiento de la paz en Bosnia y Herzegovina, promoviendo un medio ambiente sano y estimulando el proceso democrático en curso;

afirma que para garantizar la paz y la estabilidad en la región es necesario asegurar en cada país la igualdad ante la ley de todos los ciudadanos, mujeres y hombres, cualquiera sea su origen étnico y respetando sus características culturales y religiosas;

reafirma la necesidad de regular la inmigración, respetando el derecho a la libre circulación, combatiendo el tráfico ilegal y los crímenes bajo todas sus formas, a fin de garantizar la seguridad, la estabilidad y el crecimiento;

urge a la comunidad internacional a dotar al Pacto de Estabilidad de los recursos e instrumentos financieros necesarios para acelerar el proceso de estabilización en la región;

invita a las instituciones internacionales a apoyar y promover el regreso a sus hogares de los refugiados y desplazados de diferentes países;

subraya que el compromiso económico, político y militar de la comunidad internacional en la región es esencial y saluda el hecho de que la Unión Europea asumirá responsabilidad por la fuerza policial internacional en Bosnia y Herzegovina y ha expresado su voluntad de asumir el mantenimiento de la paz en Macedonia;

hace un llamamiento a la UE, luego de la Cumbre de Zagreb en noviembre de 2000, a reforzar sus relaciones con los países de la región y comenzar a hacer realidad las perspectivas de adhesión y saluda los avances logrados por estos países con respecto al Proceso de Estabilización y Asociación;

hace un llamamiento a todos los partidos de la Internacional Socialista a apoyar a las fuerzas socialdemócratas y emprender todas las acciones que vayan en refuerzo de la democracia;

 

3. Considerando que la ampliación de la Unión Europea es una opción decisiva y estratégica para el futuro del continente europeo, para cada nación y cada pueblo, y una oportunidad histórica para lograr una Europa unida, y que, por lo tanto, la ampliación de la UE es un desafío que no puede fallar, el Comité:

aprecia el compromiso y la determinación con los cuales los países candidatos se han atenido a políticas de convergencia y ajuste con los acquis communautaires;

espera que la presidencia danesa responda a las grandes expectativas de muchos europeos de que se finalicen las negociaciones con los países postulantes y se confirme la decisión del Consejo Europeo en Helsinki de comenzar el acceso de los nuevos miembros a partir del año 2004;

considera que es necesario que el Consejo Europeo en Copenhague defina un claro "road map" para cada país involucrado en cuanto a la ampliación;

hace un llamamiento a todos los gobiernos y parlamentos europeos a realizar los mayores esfuerzos para acelerar el proceso de ratificación de los acuerdos ya firmados;

subraya claramente la promesa de que debe haber una opción realista de incorporación a la UE para cualquier país europeo que satisfaga los criterios;

enfatiza que la ampliación de la UE no debería dar origen a nuevas líneas divisorias, sino respetar los intereses de los ciudadanos y países, incluso más allá de las fronteras de la UE, como en la región de Kaliningrado de la Federación Rusa;

urge a la Unión Europea a preparar de antemano los recursos financieros necesarios para forjar una mejor integración de todos los países candidatos;

espera que la Convención Europea apruebe las reformas institucionales para expandir la cohesión de la UE y la plena participación de cada país en sus procesos políticos;

subraya la importancia de que los ciudadanos se identifiquen plenamente con el proceso de integración europea y urge a la UE a equiparse con los instrumentos de participación que confieran una plena legitimidad democrática al proceso de integración europea;

urge a la Unión Europea a reafirmar los lazos de cooperación y asociación con aquellos países que, como Croacia, deseen incorporarse a la Unión Europea;

alienta las formas de cooperación subregional útiles a la creación de relaciones basadas en la confianza, la cooperación y un futuro común;

saluda con satisfacción el incremento de la cooperación entre la Unión Europea y la Federación Rusa, de cuyo fortalecimiento depende la estabilidad y prosperidad de todo el continente europeo;

espera que la ampliación de la OTAN a otros países de Europa Central y Oriental acelere los cambios dentro de esta organización hacia un entendimiento de la seguridad basado en los intereses de todos los países del continente;

 

4. Al saludar el éxito alcanzado por los partidos socialistas y socialdemócratas en las recientes elecciones en Hungría, República Checa y Polonia, el Comité:

subraya que estos resultados demuestran la vitalidad y relevancia de nuestros principios y que las políticas socialdemócratas gozan de un nivel de apoyo en aumento;

saluda el apoyo prestado por el Partido de los Socialistas Europeos y su Grupo Parlamentario a los partidos socialdemócratas y socialistas de los países candidatos para enfrentar los desafíos vinculados a la ampliación;

expresa su total solidaridad con los partidos de la región de inspiración socialdemócrata y socialista;

expresa alarma ante la actual persecución de exponentes de la oposición, de los medios de comunicación y de la sociedad civil en Belarús, y manifiesta su voluntad de contribuir en la mayor medida posible a apoyar el establecimiento de la democracia y de las libertades individuales en ese país;

reafirma su compromiso de apoyar todas las iniciativas necesarias para establecer la democracia, la libertad, el respeto a los derechos humanos, la solidaridad, la justicia y el desarrollo sostenible en la región.

 

You are currently offline. Some pages or content may fail to load.