Declaración de la IS sobre Túnez

13 enero 2011

Los desarrollos en Túnez, donde las actuales demostraciones públicas están siendo reprimidas de manera violenta causando numerosas muertes, han sido motivo de gran preocupación para la Internacional Socialista.

La crisis, que comenzó en la ciudad de Sidi Bouzid al prenderse fuego Mohamed Bouazizi luego de que su puesto de verduras fuera confiscado, se ha extendido a través del país sumándose a las frustraciones de gran parte de la población que sufren el desempleo, los altos precios de los alimentos, un sentido de impotencia, y una creciente división entre ricos y pobres, todo esto dentro de un marco de marginación y exclusión social y política.

La situación en Túnez necesita ser urgentemente reparada, comenzando con poner fin a la violencia contra los manifestantes, la liberación de los detenidos, y la inmediata apertura de una vía hacia el cambio, asegurando la participación política de todos los ciudadanos para conectarlos a las instituciones de un estado que necesita ser abierto, democrático y moderno.

La IS hace un llamamiento al gobierno de Túnez a actuar de inmediato para responder de manera constructiva y positiva a las demandas del pueblo en las calles por libertades, oportunidades y empoderamiento, y a aprovechar este momento para establecer los cimientos de una sociedad más inclusiva y justa para todos los tunecinos.

La Internacional Socialista se mantiene pronta a colaborar con todas las fuerzas políticas y sociales de Túnez en esta tarea.

You are currently offline. Some pages or content may fail to load.